“Ver el mundo en blanco y negro nos aleja de la moderación y de la paz interior porque la vida, por donde se mira, está compuesta de matices.

Querer imponer al universo nuestra primitiva mentalidad binaria no deja de ser un acto de arrogancia y estupidez.”

Walter Riso.

jueves, 11 de marzo de 2010

Sobre GAYS, Roles.

El tema de ser activo o pasivo en la relación homosexual no es algo que preocupe solo a los gays, sino también a los heterosexuales. Pareciera que dentro de nuestra comunidad Latina ser activo tiene más prestigio. Se asocia ser activo con un rol masculino y ser pasivo a un rol femenino.

Muchos hombres que tienen prácticas sexuales con otros hombres y que tienen un rol penetrativo o activo no se consideran gays u homosexuales. Sin embargo, la definición de homosexualidad, independientemente de que les guste o no, determina que una persona es homosexual si se siente atraída emocional o sexualmente hacia otra persona de su mismo sexo. Tener fantasías homosexuales no hace a una persona heterosexual gay. Pero si estas fantasías son duraderas y regulares, entonces, definitivamente podemos decir que la persona es gay, aunque no haya consumado ninguna relación sexual. Ese es el caso de algunos sacerdotes Católicos.
Lo que es importante aclarar es que el placer anal, es decir, el placer que siente el hombre por la estimulación de la próstata no tiene nada que ver con la homosexualidad. Es decir, que hay muchos hombres heterosexuales que les gusta recibir placer anal y que no se sienten atraídos a otros hombres emocional o sexualmente. Hay muchos malos entendidos en nuestra cultura y es importante tener claros estos asuntos. Placer anal no es sinónimo de homosexualidad. Nuestra cultura machista Latina influencia las relaciones homosexuales al punto que a muchos hombres gays les da vergüenza reconocer que sienten placer con el sexo anal o tienen "miedo" a lo que los demás van a pensar o a lo que ellos van a pensar de sí mismos y eligen tener solamente un rol activo. Podemos decir que de esta manera es como que no se sienten tan "culpables" o incómodos con el hecho de ser gays porque tienen prácticas penetrativas o un rol activo. Esto también lo vemos en la comunidad heterosexual. Recuerdo que cuando presenté mi primera pareja gay a mis amigos heterosexuales, una amiga se quería asegurar que yo tenía un rol "activo", es decir, que la tranquilizaba o le permitía sentirse más cómoda con la idea si yo tenía el rol de "hombre" o activo. Lo interesante es que muchas personas no saben ni siquiera que existe la posibilidad de ser versátil, es decir, la posibilidad de disfrutar de placer sexual sea en un rol activo o pasivo. Muchas veces es necesario educar a las personas sobre esta posibilidad porque está fuera de los paradigmas en los que viven.
Por otro lado, muchas personas deciden tener un rol activo puesto que en términos de contagio del VIH es menos probable contagiarse teniendo un rol activo que siendo pasivo. Aunque hay algo de cierto en esto, de todas maneras hay que protegerse consistentemente y usar preservativos aunque no nos guste. También es una buena idea la de pedir al compañero sexual que eyacule fuera de la otra persona aunque tenga el condón puesto que a veces pueden romperse.
Es necesario empezar a romper con todos los estereotipos culturales que heredamos y empezar a sentirnos cómodos con nuestra sexualidad que no es blanca o negra. La sexualidad humana es muy flexible y no la podemos encasillar en cajas que nos hagan sentir cómodos. Poder hablar sobre estos temas con tu pareja o compañero casual puede permitirte abrir nuevas posibilidades en tu vida sexual. Muchas personas se molestan cuando les preguntan si son activos o pasivos y prefieren que sea una sorpresa en la cama. De una forma u otra el diálogo siempre es positivo y permite desarrollar un nivel de confianza mucho mayor.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Religión, Homosexualidad y Activismo

Religión, Homosexualidad y Activismo