“Ver el mundo en blanco y negro nos aleja de la moderación y de la paz interior porque la vida, por donde se mira, está compuesta de matices.

Querer imponer al universo nuestra primitiva mentalidad binaria no deja de ser un acto de arrogancia y estupidez.”

Walter Riso.

martes, 19 de abril de 2011

Comunidad gay comulga y reclama a Iglesia por no permitirle adoptar.

Portaron camisetas en rechazo al comunicado contra la adopción por parte de parejas homosexuales.

Este domingo un pequeño grupo de feligreses compuesto por hombres y mujeres de diversas edades identificados con una camiseta blanca en la que se leía por una lado “soy homosexual, tengo hijos, soy católico" y por el otro "¡La homofobia no es cristiana"! llamó la atención de los numerosos asistentes a la eucaristía que da inicio a las celebraciones de Semana Santa en la catedral Primada de Bogotá.

Se trataba de un grupo de la comunidad LGBT y padres de familia, que sentaron de esta manera su protesta e indignación por el mensaje de Semana Santa emitido por la Conferencia Episcopal, el cual invitaba a los fieles a oponerse a la adopción infantil por parejas del mismo sexo y que debía ser leído ayer por todos los párrocos.

"Obviamente nos sentimos dolidos como católicos de encontrar desde la iglesia un discurso de esos que dice que no somos capaces ni aptos para tener hijos, ni criarlos con amor. Por eso estamos aquí, nos pareció importante dejar sentada nuestra voz de protesta, nosotros merecemos respeto. Se supone que esta iglesia está fundada en un mensaje claro de amor y no se entiende en razón a qué, se envía un comunicado a todo el país pidiendo que se manifiesten en contra de la adopción por parte de homosexuales", expresó a la salida de la catedral Elizabeth Castillo, vocera del Grupo de mamás lesbianas.

Castillo hace referencia al mensaje enviado por el arzobispo de Bogotá y Presidente de la Conferencia Episcopal, monseñor Rubén Salazar, quien ofició la misa en la Catedral, en el que invitó a compartir ayer durante la eucaristía la posición de la Iglesia Católica sobre la adopción de parejas gay.

"(...) Es precisamente por amor y respeto a esta gran dignidad que corresponde a todo hombre y mujer, homosexual o no, y que exige de la Iglesia, del Estado y de la sociedad, sinceridad y franqueza, que los católicos nos oponemos a que los menores de edad puedan ser confiados en adopción a parejas conformadas por personas del mismo sexo y rechazamos una eventual decisión de la Corte Constitucional en este sentido", afirma el comunicado.

Aunque aclara que "la Iglesia en Colombia está profundamente interesada en que sean reconocidos y eficazmente tutelados los legítimos derechos de todos los ciudadanos, sin discriminación alguna", el temor de la comunidad LGBT es que el mensaje se preste para una mayor discriminación.

"Creo sin duda que ese tipo de mensajes generan discriminación y posibilidades de que suframos más violencia de la que ya vivimos. Es importante también que la iglesia católica entienda que muchos homosexuales somos católicos y que esos lenguajes y mensajes que envían nos afectan como miembros de esta iglesia", afirmó Castillo, quien
junto a sus compañeros asistió a toda la eucaristía en silencio y recibió la comunión de manos de Monseñor Salazar.

"Uno quisiera que la Iglesia tuviera una postura tan clara como esta en el tema de pederastia", concluyó Castillo.

¡La homofobia no es cristiana!

Este es el comunicado a la opinión pública que la comunidad dio a conocer:

En vista del mensaje del Presidente de la Conferencia Episcopal dirigido a los católicos en esta Semana santa, en el que invita a oponerse a la adopción por parte de parejas homosexuales, nosotros y nosotras, personas homosexuales, católicas y que tenemos hijos, nos permitimos aclarar los siguientes puntos:


1. Nosotros, los homosexuales, también somos fieles católicos y ciudadanos de buena voluntad. Tenemos hijos y los hemos criado rodeados de amor y respeto, nos resulta indignante que se ponga en duda nuestra idoneidad para brindar a los hijos e hijas un óptimo espacio de desarrollo psicoafectiva y de integración social.

2. ¡La homofobia no es cristiana! Insinuar que no tenemos la capacidad de amar y cuidar a nuestros hijos es una manifestación homofóbica ya que el mensaje de la Iglesia hace una descalificación y nos considera NO aptos, mensaje que no debería permitirse una iglesia que fue fundada con el mensaje de amor al prójimo.

3. Estamos en una acción permanente para que se respeten nuestros derechos y NUESTRAS FAMILIAS. Nos duele que desde la iglesia, o la sociedad, se promueva la duda acerca de nuestra capacidad de amar y cuidar a nuestros hijos e hijas. Por eso no aceptamos descalificaciones o insinuaciones, sin importar de qué institución o persona provenga, acerca de los supuestos riesgos que corren nuestros hijos por ser criados en hogares homosexuales.

4. Contrario a la información sin fundamento del comunicado del episcopado, SÍ existen estudios que demuestra la no afectación y que lo afirman sin ninguna duda. Conceptos, incluso, de universidades católicas, como la Javeriana en Bogotá, así los confirman. Invitamos a que utilicen argumentos veraces y fundamentados, no más afirmaciones temerarias fundadas en el prejuicio.

5. Los Derechos Humanos no los pueden definir las mayorías, si así fuera seguramente la esclavitud sería un principio constitucional, las mujeres seguirían sin acceso a la educación y las únicas uniones válidas y que generarían derechos civiles (tanto para las parejas como para los hijos) serían las surgidas del matrimonio católico, como ocurría en Colombia hasta antes del 1991.

6. Colombia es un estado confesional o laico, la iglesia católica interfiere indebidamente y usa su poder para presionar las decisiones del Estado colombiano y esta es otra forma de corrupción y abuso de privilegios. El estado colombiano debe representar a todos y todas NO SOLO a la inmensa mayoría.

Grupo de mamás lesbianas

Mesa de Trabajo LGBT de Bogotá.

http://www.eltiempo.com/vida-de-hoy/educacion/comunidad-gay-comulga-y-reclama-a-iglesia-por-no-permitirle-adoptar_9182924-4

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Religión, Homosexualidad y Activismo

Religión, Homosexualidad y Activismo